La directora nacional del INDH, Consuelo Valdés, comenzó una visita de cuatro días a Antofagasta, con el propósito de constatar en terreno la situación del ex vertedero municipal La Chimba.

En este antiguo predio, en la actualidad se producen constantes quemas ilegales de basura y sus emanaciones afectan a quienes viven en la parte norte de la ciudad de Antofagasta.

Este miércoles 4 de enero, apenas iniciada su visita, la directora y la consejera Constanza Valdés se reunieron con los residentes de los condominios Desierto Florido, Los Nogales y Los Cerezos. Las personas que viven en estos conjuntos son las que más directamente reciben el humo producido por las quemas que realizan personas que ingresan ilegalmente al ahora cerrado vertedero.

La directora realizó este jueves 5 de enero un sobrevuelo por La Chimba, a bordo de un helicóptero de Carabineros de Antofagasta. También indagó la situación de los vertederos ilegales que se han instalado en las piscinas aluvionales. Al respecto, mantuvo una reunión con los dirigentes de la Cámara de la Construcción para recopilar una mayor cantidad de antecedentes.

Después concurrió a la Municipalidad, donde se entrevistó con el alcalde Jonathan Velásquez, con quien abordó los efectos que las quemas ilegales están teniendo en la población. En esta última reunión también fue acompañada por el equipo de la sede regional y especialistas de las unidades de Estudios y de Protección de Derechos del Instituto Nacional de Derechos Humanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here