Un grupo de Consejeros Regionales de distintos sectores realizó un recorrido por los pueblos del Alto El Loa durante el fin de semana, constatando en terreno los efectos de las últimas lluvias estivales y recogiendo de primera fuente el sentimiento de abandono que expresan los vecinos y vecinas de las distintas localidades.

Regionalista.cl conversó con la Consejera de la Provincia El Loa, Sandra Pastenes, quien explicó que esta reunión y visita a la zona surgió como una inquietud que ella planteó desde la Comisión de Gestión del Core, pero que posteriormente se amplió a las comisiones de Educación, Obras Públicas y Salud.

«El objetivo del recorrido fue que los Consejeros y Consejeras pudiesen conocer los pueblos. Hay algunos que conocían y otros que no. Y no solamente conocer la belleza, sino el dolor de la gente. Creo que los Consejeros se sorprendieron, no solamente por el paisaje, sino por el abandono de los pueblos, que si bien se han hecho cosas en materia de infraestructura, también tenemos temas pendientes que son históricos», indicó Pastenes.

La Consejera explicó que en el tema de la demanda de agua potable, se ha avanzado en Chiu Chiu y Lasana, pero no en los demás pueblos. Ahora bien, a pesar de esos avances, estos pueblos -que son muy visitados- actualmente no pueden desarrollar actividades comerciales como restaurantes y similares, porque no tienen alcantarillado. «Salud les suele cerrar los locales o simplemente no les dan permiso», precisa.

Durante el recorrido, Pastenes señala que se pudo constatar «la ignorancia de algunas de las autoridades locales que hablan por ejemplo que la gente del Alto El Loa tienen viviendas de veraneo».

«Claramente la gente del Alto Loa se ha tenido que venir a Calama porque no cuentan con los servicios básicos. Tienen que considerar que niños y niñas del Alto Loa tienen que estudiar y sus familias tienen que trasladarse a la ciudad. Eso, como un ejemplo de lo que está sucediendo y el desconocimiento que tienen las autoridades en general», agrega la Consejera.

En opinión de Sandra Pastenes, «se pudo constatar cual ha sido la ayuda que han recibido los pueblos después de las lluvias. Con quienes nos reunimos nos plantearon que el llevarles un fardo de pasto con una botella de agua no resolvió para nada los problemas y las urgencias que tenían durante las lluvias. Y ahora, posterior a esta, los pueblos como Ayquina y Caspana, han tenido que contratar máquinas para poder limpiar los caminos interiores de los pueblos».

«Todos con quienes nos reunimos se quejaron de que no habían recibido la ayuda necesaria. Y son muy claros: No están pidiendo alimentos y no están pidiendo frazadas. Están diciendo: Cómo reparamos los canales, cómo resolvemos los temas de las viviendas dañadas, cómo limpiamos nuestros pueblos del barro. Son cuestiones distintas a las que se percibía en un minuto que podía ser lo que ellos necesitaban o que percibían aquellos que no conocen los pueblos. Nos encontramos, a juicio de las mismas personas y dirigentes con los que hablamos, con un abandono», indica.

Sobre las acciones a seguir desde el ámbito del Consejo Regional, Pastenes aseguró que van a intentar todo lo que esté a su alcance «para poder revertir estas situaciones y no solamente en este minuto, sino en todo lo que queda de tiempo».

«Debiésemos, por ejemplo, trabajar en obras que mitiguen los efectos del invierno altiplánico, que den respuesta a las necesidades básicas de la gente. Es mucho lo que queda por hacer. Y yo espero que esta visita no sea la última. Supongo que después de esta primera visita los Consejeros y Consejeras van a venir con sus comisiones de trabajo a contactarse con la gente del Alto Loa y con las autoridades correspondientes para trabajar en los temas que la misma gente planteó», concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here