Intendente Marco Díaz: “Aspiramos a estar a lo menos 8 a 12 años”

Por Redacción Mar 13, 2018

El viernes 9 de marzo, a menos de 48 horas de asumir su cargo, el Intendente Marco Antonio Díaz le concedió una completa entrevista a Regionalista.cl en donde abordó diferentes temáticas como sus posibles conflictos de interés, su relación con los sindicatos cuando le correspondió negociar desde su rol en las empresas mineras, el presupuesto regional, los temas prioritarios de su gestión, entre otras temáticas.

Instalado en el Hotel Antofagasta con un grupo de asesores, fue el lugar en donde conversamos con el abogado de 36 años, designado como máxima autoridad regional por el presidente Piñera.

Políticamente correcto, evadió varias preguntas, pero se dio el tiempo de dialogar.

Al final de la entrevista, le regalamos un libro… Aquí, la conversación al hueso con la nueva autoridad.

¿Se esperaba el nombramiento o lo tomó por sorpresa?

Primero que todo, gracias por la oportunidad de comunicar a través de su medio. Sé que es un medio joven, pero es un medio digital y para mi es muy importante darle cobertura a los medios regionales.

Respecto al nombramiento, ha sido todo bastante repentino. Yo recibo primero el llamado del Ministro del Interior y luego del Presidente de la República y en ese sentido, más que sorpresa, fue una mezcla entre orgullo y emoción. Mucha emoción. Porque para los que me conocen, siempre ha habido una veta social, por mi familia, por mi mamá, por mi trabajo social. Y siempre pensaba que desde la plataforma que esté me tengo que poner al servicio. Y que el presidente me haya convocado a ser la máxima autoridad y su representante en la región, me conecta con ese interés personal, obviamente con el programa de gobierno del presidente Sebastián Piñera y que eso se traduzca en beneficios concretos para las personas. Entonces, era emoción por el desafío.

Conflictos de interés

Su experiencia viene del mundo privado, de la minería. ¿No cree que pueda haber algún conflicto de interés por las decisiones que tendrá que tomar y que pueden afectar a las empresas en las cuales usted trabajó?

No, absolutamente no creo que exista ni que pueda existir un conflicto de interés. La prudencia sí es la madre de las virtudes. El presidente Sebastián Piñera ha visto en mí a una persona que encarna ciertos valores que él cree que son necesarios para los destinos de esta región. Desde el mundo privado creo que se ha valorado la capacidad que tengo para articular acuerdos en un clima de diálogo, de unidad, de escucha activa. Yo me desempeñaba hasta hace poco en el mundo de los recursos humanos y fuimos en conjunto con los sindicatos con los que trabajaba, los primeros en pactar en la industria minera el acuerdo de servicios mínimos en la tan bullada reforma laboral. Bueno, desde acá desde el norte fuimos capaces de dar una señal a Chile, que se podía hacer en clima y ánimo de unidad. Lo mismo en el reglamento interno, en las negociaciones colectivas en que me tocaba participar. Entonces, los atributos terminan imponiéndose al “de donde vienes”. Y yo hoy día tengo que tener la sabiduría para que esos atributos en defnititiva no se conecten con aquello que fue mi pasado en el mundo laboral.

¿No existe conflicto de interés?

Ahora, conflicto de interés en el sentido estricto de la palabra no existe. Yo era un empleado de una empresa, así como lo fui de otros empleadores en el pasado. Uno claramente la experiencia o se la hace en el mundo público o se la hace en el mundo privado. Y es innegable que yo me la he formado en el mundo privado, pero no tengo intereses económicos puestos en ningún área. Aunque suene raro, soy un ciudadano de a pie que tiene una casa y que la paga con crédito hipotecario y que tiene un auto familiar, que también lo pago con crédito. No tengo acciones en ninguna industria en específico ni tengo intereses comprometidos. Descartado que sea un conflicto de interés real. Ahora, la influencia, sí, hay que tener cuidado. Claramente tendré que administrar con mucha sabiduría aquellos, quizás, proyectos donde pueda leerse por la ciudadanía que puedo tener algún interés comprometido.

Y en ese sentido, por ejemplo, si hay alguna decisión que le corresponda y que pudiera generar algún conflicto de interés, ¿estaría dispuestoa inhabilitarse?

Tendré que evaluarlo en su mérito, para no estar en una situación abstracta. Pero la hipótesis de que evaluado que sea el mérito de un caso concreto suponga la necesidad de inhabilitarme, absolutamente, absolutamente. Lo que sí, tenemos la obligación, las autoridades y los medios, de informar a la gente. Por lo tanto, cuando en apariencia aparezca que algo quizás puede, tal vez ser y no sea, créame que no voy a ser partícipe de una acción de desinformación a la ciudadanía. Cuando tengamos que educar o señalar que aquí esto no es un conflicto de interés y está super claro y no puede entenderse, no voy a inhabilitarme.

Despidos antisindicales

Estuvimos revisando algunos casos de Minera Spence donde hubo denuncias de prácticas antisindicales. El juzgado de letras de Antofagasta el año 2011 emitió un fallo sobre dos operarios, donde a usted le correspondió defender la postura de la empresa en contra de estos trabajadores. Y finalmente el dictamen señala que hubo un despido antisindical. ¿Qué opinión tiene sobre esto? (Ver reportaje “El perfil antisindical del Intendente…” https://regionalista.cl/2018/03/11/el-perfil-antisindical-del-intendente-marco-diaz/)

Super clara y ojalá que esta parte, con la misma claridad que tú formulas la pregunta, la cual agradezco, también pueda con la misma claridad quedar mi respuesta. Es inexacta la información que refiere usted. No es efectivo el presupuesto que pone en su pregunta, ya que no me ha tocado representar intereses de empresas en los juicios que usted refiere. Yo fui citado a comparecer en caracter de testigo a una de esas causas que tiene el resultado que usted indica. Pero yo no representé los intereses de la empresa en ese litigio. Mi rol era ser, en esa época, un abogado externo colocado dentro de una empresa específica. Por lo tanto mi participación en el resultado o en el choque de intereses que usted refiere no se pudo materializar, ya que ahí no tuve ni patrocinio ni  poder en esa causa. No ejercí como abogado, si no como un simple testigo, como pudieron ser los tantos testigos que hubieron en esa causa.

Pero usted fue como testigo en este caso de la postura de la empresa que finalmente fue condenada por práctica antisindical…

No fui como testigo de la empresa. Yo fui citado por la empresa a testificar de hechos o datos objetivos de los que yo tenía conocimiento. Usted sabe que los testigos, si es que estuvieran con alguna parcialidad, están sujetos a inhabilidades y en este caso no se cursaron inhabilidades u objeciones de mi comparecencia.

Sin embargo en el fallo la justicia señala que los antecedentes que usted aportó en su calidad de testigo no tenían sustento y finalmente fueron desestimados y se condenó a la empresa por este despido antisindical…

Yo creo que, para no referirnos en profundidad a ese caso que -advierto que usted desconoce en los detalles- no es efectivo. La justicia, y en ese caso particular, pondera un conjunto de antecedentes (yo tengo un alto respeto a la labor de los organos jurisdiccionales) y no basa su decisión en una sola prueba. Evalúa la concordancia, si están contestes o no, el conjunto de testigos, el conjunto de pruebas que se le aporta. Claramente en ese caso que usted refiere, no tuvo a bien ponderar los hechos, incluso en uno de ellos yo me acogí al secreto profesional, ya que los hechos que yo había tomado conocimiento fueron en tal carácter. Puesto en esa disyuntiva, opté por la premisa moral y que me entrega mi profesión. de guardar silencio, sin hacer el cálculo de cómo eso podía afectar o no la posición de quien me había llamado a declarar.

Presupuesto regional

¿Usted considera que el presupuesto de la región es justo para cubrir todas las necesidades? Hoy día estamos hablando de alrededor de 72 mil millones de pesos en el FNDR, más los fondos sectoriales de cada ministerio. Por lo general los intendentes piden mayor presupuesto. ¿Cual es su posición?

No quiero hacer un juicio de valor respecto del presupuesto ni de cual es el estado o salud de las arcas de la región, ya que en estos momentos el equipo que he conformado para hacer la revisión se encuentra trabajando todavía con sus pares de la actual intendencia. Quiero ser muy respetuoso y el día domingo (11 de marzo) al momento de asumir tengo que recepcuionar un acta formal con datos concretos. Y es allí donde yo podré tener un conocimiento más acabado. Los equipos hasta el día de hoy siguen trabajando en materias como presupuesto, estado de avance de los proyectos, situación del personal, entre otras. Y por lo tanto, hacer un juicio de valor sin tener esos antecedentes a la vista, si no sólo aquello que ha aparecido en los medios, no me parece prudente.

Pero en cuanto a cifras concretas, siendo que la región de Antofagasta es la segunda en PIB después de la región metropolitana y que sólo se nos aporta entre un 3 y un 4% de todo lo que se invierte a nivel nacional. ¿Le parece que esas cifras son lo justo que merece nuestra región?

Le insisto. No quiero hacer juicios de valor respecto a cuestiones que han pasado en otras administraciones. A mí lo que me consta es que el presidente Sebastián Piñera tiene absolutamente claras las necesidades que tiene cada provincia, cada comuna de la segunda región. Y en definitiva cuando se generen los procesos de presupuestación que nos corresponde a nosotros, claramente usted podrá tener en mí una opinión del presupuesto y de las líneas de acción concretas que el presidente Sebastián Piñera definirá a partir del 11 de marzo para la región. Hoy día considero que es impropio pronunciarse respecto a eso o hacer un juicio de valor. Yo creo que el juicio de valor concreto respecto a las administraciones ya lo efectuó la ciudadanía en las pasadas elecciones.

¿Clima polarizado?

Ud señaló en una entrevista que había un clima polarizado y que justamente por eso uno de sus sellos iba a ser el trabajo de puertas abiertas. ¿A qué se refiere en específico y cómo va a garantizar usted esa relación con todos los sectores, de diálogo permanente?

En esa y en otras entrevistas, yo estoy dando cuenta de lo que hemos advertido como sector, en el país completo. Al hablar de retroexcavadora, claramente no estamos encarnando un concepto de unidad. La retroexcavadora viene a ser como un símbolo de una forma de hacer las cosas en la que nosotros no creemos. Yo creo en términos objetivos que una retroexcavadora no es una palabra peyorativa. Pero lo que representa en el momento en que se señala, cuando se quieren echar abajo las bases que todos los chilenos hemos construido, claramente no le ha hecho bien al país. En ese sentido el mismo presidente Sebastián Piñera lo ha señalado: Cada vez que como chilenos nos hemos separado, hemos cosechado nuestras más grandes derrota; pero a la vez, cuando nos hemos unido, hemos trabajado juntos en pos de algo, hemos cosechado nuestras más grandes victorias. La Teletón, somos reconocidos por nuestra capacidad para pararnos de los desastres naturales. Entonces mi llamado es eso, una constatación fáctica de lo que uno ha visto en el clima político a nivel nacional, donde muchas veces no somos capaces ni siquiera de conversar, de ponernos de acuerdo. Y creo en lo particular, que en la región también estábamos afectados de ese mal o de ese síndrome.

¿Cómo ha sido el proceso de traspaso de mando con el Intendente Molina?

He visto con muy buenos ojos la actitud que ha tenido el actual intendente, al momento de coordinar y favorecer una transición amigable. Como le he dicho, más allá de hacer un juicio de valor, de cuanto se dispuso, de cuánto dinero se comprometió, yo por lo menos he capturado en él, que es un actor político relevante, una disposición y una apertura al diálogo. El viernes pasado tuvimos una instancia de reunión, los medios pudieron capturar de verdad, un clima de, no distendido, pero un clima de mucha familiaridad y en  hora buena. O sea es un intendente de un sector político que piensa o que ve la sociedad de una manera distinta a nosotros, pero lo que traté de explicar, al actual intendente, es que ambos queremos lo mismo, que es el desarrollo de esta región. Y ahí cuando empezamos a encontrar los puntos de acuerdo, claramente se hace mucho más fácil abordar las temáticas que nos convocan. Pero si ponemos el foco en aquello que nos desune, claramente los abismos se van haciendo más grandes. Mi llamado se alínea, es en ese propósito, a buscar, generar climas de entendimiento con los actores políticos, al interior del bloque, fuera de nuestras fronteras, buscarlo con otros sectores, en la sociedad civil, en el mundo privado. Creo que la receta del diálogo no es privativa de un sector, no es privativa sólo de un conglomerado, sino que todos estamos llamados, si queremos dar el salto que merecemos como región, a colaborar en ese tema. Es una invitación que yo dejo abierta y que espero muchos actores, civiles, políticos, la recojan.

Vivienda y migración

El tema de la vivienda es un tema complejo en la región de Antofagasta, tenemos una gran cantidad de campamentos. Eso se cruza también con el tema de la migración, porque parte importante de quienes están hoy en día en esos campamentos sin vivienda son migrantes. ¿Cómo va a enfrentar este tema?

Cuando hablamos de vivienda, no podemos hablarlo de manera independiente a migración, no podemos hablarlo de manera independiente a calidad de vida, a dignidad. Yo hablo ahí de un problema de múltiples variables y tu pregunta demuestra que entiendes esa problemática de la misma manera. Y en ese sentido, claramente lo has podido constatar en titulares: El tema de la migración es parte de la agenda prioritaria del gobierno del presidente Sebastián Piñera. Me consta que el ministro de vivienda tiene especial conocimiento de la situación de las viviendas en la segunda región, por lo tanto hay ahí dos ejes que nosotros vamos a desarrollar. Ahora, estos ejes no pueden avanzar si tampoco no reactivamos económicamente a la región.

Crecimiento económico

Y esa es otra de las prioridades que se han planteado, el tema del crecimiento económico.

Así es. Y, ¿por qué? Porque en el tema del crecimiento económico, pero el enfoque que tú le das, en el enfoque multidisciplinario, el presidente Sebastián Piñera nos ha pedido encarecidamente que no sacamos nada con crecer, si es que esto no lo comunicamos, si esto no reditúa en beneficio para las personas de carácter concreto. Esto es un motor que va generando mejor calidad de vida a la clase media, a los más necesitados y en definitiva no es el fin último, es un medio para, y ese medio lo tenemos claro, con crecimiento económico vamos a reducir las tasas de desempleos, vamos a poder focalizar mejor nuestro campo de acción hacia los puntos que son hoy en día más sensibles y que en definitiva se traduzcan en hechos concretos para la clase media y para los más necesitados. Es un medio para que la región pueda avanzar en sus distintas áreas. Tenemos puertas abiertas para la energía, para nuestra minería, sector turismo. Tenemos una región muy, muy rica. Cada una de las nueve comunas de esta región pueden aportarnos de manera distinta. El desafío que nos impuso el presidente Sebastián Piñera, es avanzar colaborativamente en línea con todas las necesidades de las comunas y las provincias y ahí el desempleo, el crecimiento económico, juega un rol fundamental, pero no es el único.

¿Cómo generar mayor crecimiento, cómo atraer más inversión y que eso además sea sustentable? Porque una cosa es el crecimiento, pero lo que la sociedad espera es que ese crecimiento llegue a todos.

Sí, lo vimos con dos conceptos muy claros. El crecimiento al que refiere, vamos a ver políticas concretas que van a ser enunciadas por el presidente a partir del 11 de marzo. Ya ha habido algunas en esa línea, la bajada de detalles es resorte del presidente comunicarlas, pero aquí con esto conecto con tu pregunta. Claramente cuando uno lleva adelante un proyecto político que supone bienestar, una mejora en los índices como fue el primer mandato del presidente Piñera, no puede ser sustentable en los términos que usted me pregunta si es que no le damos continuidad a ese proyecto político. Y es por eso que en distintos medios, yo he hablado que nuestro desafío es capitalizar aquello en triunfos también políticos, que nos permitan como conglomerado darle continuidad a nuestro proyecto político y proyectarlo en un horizonte a lo menos de ocho o doce años, dependiendo de lo que la ciudadanía defina. Si duramos esto, sólo como un desafío a cuatro años, créame que no vamos a poder dar el verdadero salto que queremos dar hacia el desarrollo.

Un libro de regalo…

¿Le gusta leer? Yo leí un libro hace poco, de Juan Andrés Guzmán. Se llama “Piñera, Delano, Luksic, las empresas zombis”. No sé si ha escuchado de ese concepto…

No, no, no de este libro, pero no lo he leído, ¿este es un obsequio? ¿O lo está leyendo?

Es un obsequio. Y quiesiera preguntarle: ¿Le parece que actualmente los grandes grupos económicos, entre ellos Luksic, Piñera y otros, pagan los impuestos que corresponden? ¿Es justa la cantidad de impuestos que ellos pagan, considerando todas las utilidades que obtienen?

Mire, nuevamente usted me invita a hacer un juicio de valor, de cuestiones que en definitiva los chilenos a través del ejercicio de la voluntad soberana se han definido. O sea, los chilenos a través de sus legisladores han determinado cuales son las tasas impositivas y los rangos que le corresponden a cada sector, a cada conglomerado, a cada industria. Entonces, hacer un juicio de valor respecto a la voluntad soberana, yo prefiero pasar. Porque en definitiva, un pequeño empresario, un micro empresario, un mediano empresario, o un gran empresario, que todos sirven para aportar a los desafíos del país, pagan y deben pagar de acuerdo a lo que la ley establece. Y la ley, yo la entiendo como la expresión de la voluntad soberana. Entonces, cuando el empresario se apega a lo que dispone la ley, yo creo que está haciendo la contribución que corresponde o que como chilenos nos hemos definido que haga. Entonces, en ese sentido hacer un juicio de valor no me corresponde a mí. Son los legisladores, los que en definitiva, dependiendo de distintas variables económicas, políticas, coyunturales, definen, proponen, realizan cambios en la legislación. En definitiva, que cada grupo, por pequeño, micro, mediano o grande, pague los impuestos que corresponde en Chile, creo que eso es una buena señal.

Finalmente, ¿qué mensaje le entregaría a la ciudadanía que está con la expectativa de lo que va a ser el cambio de mando, puntualmente acá en la región de Antofagasta?

Que estén atentos, que se vienen tiempos mejores y que en la segunda región tienen un intendente con muchas ganas, con mucho brío, que se va  a gastar por estar en terreno. Para que en definitiva la ejecución del programa de gobierno del presidente Sebastián Piñera, que ellos definieron mayoritariamente guiara los destinos del país por los próximos cuatro años, se traduzca en una realidad concreta en sus vidas, tanto para nuestra tan postergada clase media, como para los sectores más vulnerables.

 

Related Post