La noche de este miércoles 27 de noviembre el Senado aprobó de manera general la legislación de la polémica ley antiencapuchados, proyecto enviado por el presidente Sebastián Piñera de manera inmediata y que busca modificar el actual código penal para aplicar sanciones más severas a quienes sean sorprendidos en delitos flagrantes con el rostro cubierto. Además, deja al criterio de Carabineros la aplicación de la normativa.

Origen

La idea fue gestada en septiembre por los senadores José Miguel Insulza, Felipe Harboe, Andrés Allamand, Víctor Pérez y Felipe Kast y pretende aumentar las condenas desde 541 días hasta incluso 3 años de prisión. La iniciativa tomó fuerza tras los fuertes disturbios ocurridos tras las marchas a nivel nacional en el último mes.

Una situación grave

Desde la Mesa de Unidad Social de Antofagasta se mostraron preocupados por el primer paso aprobado en la cámara senatorial y criticaron la falta de visión del gobierno, la insistencia de centrar la responsabilidad de los desmanes en el movimiento ciudadano y el anuncio de un paquete de medidas represivas que no atacan la raíz del problema social.

“Nos parece una situación grave que el gobierno en conjunto con el parlamento este dando señales más claras para criminalizar el movimiento social, no solo a una parte, sino a todas las personas que están protestando a través de esta agenda represiva. Es lamentable que senadores de supuesta oposición se presten para eso”, indicó Pablo Rojas, representante de la Mesa de Unidad Social de Antofagasta.

Presión a parlamentarios

Rojas también instó a que las organizaciones presionen a parlamentarios de oposición en sus distritos para impedir que el proyecto avance y se concrete como ley de la república, ya que la aprobación de esta normativa, según explicó, significaría entregar atribuciones a una fuerza policial incapacitada y sin disposición de actuar de acuerdo con los protocolos regulares.

“La oportunidad que tenemos ahora es considerar que esto aún no es ley, porque a pesar de haberse aprobado en la sala, debe pasar por todo un proceso. Por lo tanto, de aquí a la próxima semana debería aprobarse o rechazarse, habrá que esperar que parlamentarios que dicen ser de oposición (DC) e independientes decidan tener un poco de decencia y no aprobar esta ley”, agregó.

Voto regional

Tras la votación, se pudo constatar la abstención del Pedro Araya y la ausencia del ex candidato a la presidencia Alejandro Guillier, ambos senadores independientes por la Región de Antofagasta que fueron duramente criticados a través de redes sociales una vez conocidos los resultados. Tras la aprobación en la sala, el proyecto de ley deberá regresar a la comisión de seguridad del Senado para la votación particular y luego pasará a la Cámara de Diputados.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here