La iniciativa se enmarca en la serie de demandas que el gremio educacional ha exigido, como la suspensión de la Evaluación Docente y el SIMCE 2021, las pausas pedagógicas, el término de las labores burocráticas y la aprobación de la Ley Contra el Agobio Laboral, entre otros.

Este miércoles se llevó a cabo la jornada #NomásAgobioLaboral, actividad convocada por el Colegio de Profesores y que busca dar a conocer las presiones que viven las comunidades educativas en tiempos de pandemia. La iniciativa es parte de las acciones que está realizando el gremio para exigir mejores condiciones laborales que aseguren la salud mental de las y los docentes.

La intervención inició con las clases telemáticas a las 08:30 horas, donde docentes y estudiantes conversaron en conjunto sobre la situación laboral y de estudios que se viven en el contexto de pandemia, reflexionando colectivamente sobre cuáles deberían ser las condiciones óptimas de trabajo y estudio. A medio día se realizó un apagón de pantallas por 15 minutos, y para las 20:00 horas se solicitó a los docentes compartir en redes sociales fotos, videos y declaraciones con el hashtag #NomásAgobioLaboral.

“Estamos trabajando en condiciones sumamente precarias, muy difíciles de conllevar y que son perjudiciales para la salud de profesores y de los alumnos. La idea es dar a conocer ampliamente lo que significa el agobio laboral y lo perjudicial que es para el desarrollo de las clases telemáticas y para la salud, tanto para los docentes de la comunidad educativa en general, como también para alumnos, padres y apoderados”, indicó Miguel Rivas, presidente comunal del Colegio de Profesores.

Principales demandas

Esta iniciativa se enmarca en una serie de demandas que el gremio educacional ha exigido. Entre ellas se encuentra garantizar el acceso universal y gratuito de internet y equipos a docentes, asistentes de la educación y estudiantes; la suspensión de la Evaluación Docente y el SIMCE 2021; pausas pedagógicas y horas más cortas en modalidad telemática; cumplimiento de licencias médicas; la aprobación de la Ley Contra el Agobio Laboral y el término de las labores burocráticas (llenado de libros y bitácoras).

“El ministerio no ha disminuido, por ejemplo, la documentación administrativa, y justamente estos incumplimientos de acuerdos son lo que hacen agobiar más al trabajador, al no ser empático frente a la realidad que hoy en día se está viviendo con las clases en la distancia”, señaló Ivette Gareca, secretaria del Sindicato de Profesores y Profesionales de la Educación (SIPPE).

Actualmente, según un dictamen de la Contraloría, los docentes dependientes de corporaciones o municipalidades, y contratados bajo las disposiciones del estatuto docente, no se encuentran sujetos a la ley de teletrabajo aprobada por el Congreso en 2020. Esto significa que las y los docentes deben hacerse cargo de los gastos de equipos, herramientas y materiales para cumplir sus funciones. Asimismo, quedan excluidos de otras normas que establece la ley, como por ejemplo, el derecho a la desconexión.

Ley contra el Agobio Laboral

La Ley contra el Agobio Laboral busca extender a los trabajadores de la educación las normas de teletrabajo, y de esta forma aliviar las presiones laborales. El proyecto contempla los siguientes puntos: aplicar el derecho a la desconexión por al menos 12 horas continuas, reducir la hora pedagógica remota a treinta minutos. Además, la implementación de pausas pedagógicas del aula remota para destinar tiempo a evaluación de aprendizajes y atención de estudiantes y apoderados y, por último, impulsar protocolos de grabación de clases remotas que resguarden los derechos de las y los integrantes de la comunidad educativa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here