Foto: Instagram @resistenciagrafica_nortegrande

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó este viernes «el excesivo uso de la fuerza en el contexto de las protestas sociales en Chile», informe que se suma a los entregados por Amnistía Internacional (AI) y Human Rights Watch (HRW), todos los cuales coincidieron en criticar las graves violaciones a los Derechos Humanos cometidas por militares y la policía durante las manifestaciones que comenzaron el 18 de octubre.

A través de un comunicado, la CIDH también expresó su condena «por el elevado número de denuncias de violaciones a los derechos humanos recibidas por los órganos del Estado desde el inicio de las manifestaciones».

En respuesta a estos graves hechos, la Comisión instaló «una Sala de Situación de Coordinación y Respuesta Oportuna e Integrada» en nuestro país, cuyo objetivo es «monitorear y dar respuesta a la situación de derechos humanos en Chile».

La entidad de la Organización de los Estados Americanos (OEA) detalló que «desde el inicio de las protestas sociales, la cifra de víctimas mortales ha ascendido a 26, de las cuales al menos cinco habrían sido por acción directa de agentes del Estado y dos bajo custodia del Estado en comisarías de Carabineros».

Además, en base a información de Ministerio de Salud, «los servicios de urgencias médicas del país atendieron a 12.652 personas heridas en relación con las manifestaciones y el INDH constató directamente en hospitales 2.808 heridos en el contexto de las manifestaciones».

Por ello, se instó a las autoridades de nuestro país a «investigar con debida diligencia los referidos hechos de violencia, identificar y sancionar a los responsables e informar los resultados debidamente a la ciudadanía».

«Conductas repetitivas de violencia en contra de manifestantes»

Respecto a las «denuncias de graves violaciones a los derechos humanos», la CIDH expresa su preocupación «por las características de dichas vulneraciones, que apuntarían hacia la existencia de conductas repetitivas de violencia en contra de manifestantes en el contexto de las recientes protestas sociales».

También se constató que han recibido información respecto a «un uso desproporcionado de la fuerza en el contexto de manifestaciones, sin distinguir entre quienes participaban de las manifestaciones y quienes no».

«Habiéndose incluso registrado lesiones a personal de observación del INDH, defensores y observadores de derechos humanos, así como de personal que ejercían labores de auxilio y asistencia médica que portaban su vestimenta distintiva», agregaron en el comunicado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here