El recinto es utilizado ilegalmente aún después de su término de operaciones.

A pesar de su cierre el 20 de diciembre de 2019, el Vertedero La Chimba de Antofagasta sigue siendo un dolor de cabeza para los vecinos y vecinas del sector, debido a que persiste como lugar utilizado para quemas ilegales, temática que fue abordada durante la mesa intersectorial realizada en agosto de 2020, con la participación de la Seremía de Medio Ambiente y el Municipio local.

La problemática, que involucra a todo el perímetro circundante al ex basural, lleva vigente los más de 50 años que funcionó en su momento el vertedero y hoy sigue siendo utilizado por distintas personas. Esto, según diversas denuncias, entre ellas la de Francisco Figueroa, presidente del Sindicato de Recicladores de La Chimba, quién alertó el continuo uso del sector por parte de vehículos municipales para descargar basura.

4 años de procesos

La discusión política del conflicto comenzó en 2016, con la aprobación del relleno sanitario por parte de la Comisión de Evaluación Ambiental. Recién en diciembre de 2019 se cumple la primera etapa del Plan de Recuperación y Remediación del basural con el inicio de la operación del relleno sanitario de Chaqueta Blanca. Aquello, luego de la obtención de la patente respectiva por parte del Centro de Tratamiento y Disposición final de Residuos Sólidos Domiciliarios y Asimilables.

Las acciones mencionadas permitieron iniciar el proceso formal, pero se obviaron las consecuencias y problemáticas que aquejaban a los vecinos del área, hasta una nueva convocatoria de diálogo el siguiente año.

Fue en agosto de 2020, cuando a través de una mesa intersectorial, con la participación del Seremi de Medio Ambiente, Rafael Castro y el edil suplente, Ignacio Pozo, acompañados de diversos equipos municipales, se discutió nuevamente el Plan de Remediación del Vertedero La Chimba. En la ocasión se abordó el tema de las quemas ilegales y la disposición ilegal de residuos que se producen fuera del basural.

No obstante, las temáticas abordadas en la mesa no han tenido una respuesta concreta por parte de las autoridades. Así lo afirma Víctor Silva, vocero de la ONG «No Más Quemas» y coordinador de la Sociedad Civil por la Acción Climática de Antofagasta.

«Lamentablemente toda la zona aledaña al vertedero sigue siendo foco de quemas, de disposición de escombros en cualquier área, de falta de limpieza y la irresponsabilidad de los dueños de los lotes que permiten visualizar aún un abandono de La Chimba como sector. Se ha logrado bastante, pero queda camino por recorrer», indicó.

Para finalizar, Silva hizo hincapié en las razones del retraso general del proyecto de erradicación total del vertedero, a pesar de la oficialización de su clausura el año pasado.

«El problema pasa porque no hay campaña informativa desde el Municipio que le cuente a la gente que La Chimba ya no recibe basura domiciliaria, comentar que puede ir al Relleno Sanitario, horarios y cobros. Las propias personas deben entender que no se debe ir a botar basura a cualquier lugar, pues ese actuar irresponsable afecta a sus propios vecinos de la ciudad», concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here