El Gobierno Regional confirmó oficialmente que decidió cancelar la operación para recuperar el cuerpo del último minero boliviano que permanecía al interior de la mina San José de Tocopilla, tras el derrumbe ocurrido el jueves 13 de junio.

La noticia fue confirmada por el Intendente Marco Díaz, quien explicó que la decisión se debe a la falta de condiciones técnicas para recuperar el cadáver, lo cual impide el ingreso de los rescatistas.

Las primeras labores permitieron dar con uno de los mineros con vida, quien ya fue dado de alta, mientras que se logró recuperar el cuerpo de otro de los trabajadores.

EL jefe regional indicó que tras múltiples maniobras se confirmó durante la noche de ayer que no era posible recuperar los restos de Salomón Veizaga, determinación que se tomó para no exponer la vida de bomberos, carabineros y otros funcionarios de distintos organismos técnicos y de emergencia.

«Es una decisión dura, que no nos hubiese gustado dar, pero que en todo minuto le hemos informado a la familia Veizaga, quienes comprendieron y agradecieron los esfuerzos que realizamos», comentó el Intendente.

Tras esta decisión, la mina San José de Tocopilla quedará oficialmente clausurada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here