Una grave crisis se desató al interior de la Unión Demócrata Independiente (UDI) en la región de Antofagasta, tras la sentencia del Tribunal del partido que contempla la remoción de sus cargos del Presidente Regional Diego Fernández y el Secretario Regional Horacio Cortés.

Lo anterior, tras graves denuncias en contra de ambos personeros, formuladas por distintos militantes de la tienda de derecha (incluyendo concejalas y la Seremi de Salud) y que dicen relación con supuestas amenazas, acoso, la falta de oportunidades de trabajo en puestos de gobierno y una dura crítica a la conducción del partido.

Regionalista.cl accedió a la resolución del Tribunal Regional del partido, de fecha 4 de febrero de 2020, documento en el que se resumen las denuncias formuladas en el proceso. Uno de los testimonios es el de la concejala de la UDI en Tocopilla, Rosa Fernández Morey, quien señala haber sido perjudicada por el Presidente Regional de su partido «en razón de la posibilidad de obtener un empleo, lo que ciertamente no se concretó y además le extravió su título profesional».

A esto se suma otra denuncia de la misma concejala, quien afirma que durante un seminario de concejales realizado en la comuna de María Elena el año 2019, Diego Fernández habría golpeado insistentemente la puerta de su pieza. Según el documento, al abrir «se encontró con el Señor Fernández completamente ebrio, junto a otro concejal, queriendo entrar a la habitación, lo que por cierto fue rechazado».

En el caso de la Seremi de Salud, Rossana Díaz Corro, su testimonio da cuenta de amenazas que habría sufrido por parte de Horacio Cortés. Según el documento de la sentencia, el personero habría concurrido a su oficina afirmando que «si no votaba por ellos no le darían ningún tipo de cargo y no tendría posibilidad de postular a cargo de elección popular».

La sentencia establece que ambos dirigentes del partido «no manifestaron ni concurrieron al Tribunal ni menos tuvieron alguna declaración o antecedentes que pudieran desvirtuar los hechos que les imputaron». Además, señala que los hechos investigados «aparecen revestidos de credibilidad» y que «aparte de la gravedad que reviste para cada uno de los afectados, significan además que la conducción del partido ha sido absolutamente irrelevante o mejor dicho inexistente».

Finalmente, el Tribunal, compuesto por Víctor Hugo Toloza Zapata, Sucy Arévalo Roco y Claudio Aedo Villar, resolvió aplicar a Diego Fernández Soto y Horacio Cortés Molina la medida disciplinaria de «remoción inmediata de sus cargos de Presidente y Secretario Regional de la Unión Demócrata Independiente, Regional Antofagasta».

Cabe recordar que ambos personeros aparecen el el listado de la masiva contratación de militantes de derecha en distintos puestos del Servicio de Salud de Antofagasta, siendo calificados como verdaderos «operadores políticos», dando cuenta de un cuoteo a la hora de asignar cargos en reparticiones de Gobierno.

También te puede interesar…

Escándalo en Antofagasta: Masiva contratación de militantes UDI y RN en Servicio de Salud y sin concurso público

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here