El Consejero Regional, Ricardo Díaz, lamentó el rol que ha tenido el Gobierno, no solo a nivel regional, sino que a nivel nacional, en el estallido social que se extiende por más de un mes en nuestro país.

En ese sentido, el representante manifiestó que «el Gobierno no supo leer las consecuencias de este estallido social, cometiendo la irresponsabilidad de crear un clima bélico en la población, respecto del cual, no se ha podido salir».

Profundizando sobre lo anterior, Díaz señaló que «una vez que comenzaron estas olas de protestas, el Gobierno, en vez de dar respuestas satisfactorias a las demandas ciudadanas y de asegurar el orden público, tomó la postura de declarar la guerra a los manifestantes y eso es de una irresponsabilidad política pocas veces vista”.

Por otra parte, el Consejero indicó que los informes de Amnistía Internacional son categóricos con nuestro país: «Hoy nos hemos transformado en un país que, para la comunidad internacional, viola sistemáticamente los Derechos Humanos», agregando que «el Gobierno no está asumiendo la responsabilidad de sus actos y del uso excesivo de la fuerza».

Consultado sobre las responsabilidades que pudieran existir, afirmó que «las responsabilidades políticas, administrativas y, por sobre todo, penales del Gobierno, como de los altos mandos de Carabineros de Chile y de las FF.AA., deberán perseguirse con todo el rigor de la ley. No pueden justificarse las muertes, los apremios ilegítimos y las mutilaciones, en favor de un orden público que no están logrando para los vecinos y vecinas de nuestro país».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here