Sigue la polémica tras la demanda laboral presentada por la encargada de comunicaciones del Gobierno Regional, Margarita Moll Cisterna, a fines de 2018, en contra del Intendente Marco Díaz, en su calidad de representante legal del ejecutivo en la región de Antofagasta.

La denuncia se refería a la vulneración de una serie de derechos fundamentales y apuntaba principalmente a Cristián Zamorano, ex asesor de la intendencia y Marco Luza, ex jefe de Gabinete del jefe regional. Pero también quedaba en evidencia la indolencia del propio Intendente Díaz, quien según el relato no tomó ninguna medida para evitar el menoscabo laboral sufrido por la profesional y avaló una serie de conductas abusivas.

El caso se encuentra en proceso y a principios de abril la profesional de las comunicaciones se reintegró a sus funciones. Pero los problemas no terminaron, pues según una nueva denuncia, el maltrato laboral continúa.

Tanto es así que según una publicación de El Mercurio de Antofagasta del domingo 12 de mayo, durante el martes pasado se habría producido un enfrentamiento entre Margarita Moll y Carolina Lara, otra de las profesionales del área de comunicaciones del Gobierno Regional. La discusión se habría producido en dependencias de la Intendencia, hasta donde habría llegado el abogado de la periodista e, incluso, Carabineros.

Tras esto, Margarita Moll subió un video a su cuenta de facebook, confirmando la presentación de una nueva demanda.

«He recibido permanentes maltratos y descalificaciones. Han cuestionado mis labores y mis capacidades profesionales. Incluso, desde que regresé a trabajar me han escondido información relevante para poder desempeñarme. No me contestan los correos electrónicos, lo que hace difícil que mi eficiencia y eficacia en mis labores sea la esperada», relató en su publicación.

«En definitiva me han aislado, me han ignorado y han afectado enormemente mi honor y mi integridad. Por lo mismo presenté este viernes una nueva demanda en contra del Gobierno Regional de Antofagasta. Solo quiero que se respeten mis derechos y me dejen trabajar en paz», agregó.

Esta nueva denuncia agrava la crisis que vive el área de comunicaciones de la Intendencia y complica la situación de Gobierno Regional y el Intendente Marco Díaz, pues no es la primera denuncia que dice relación con maltrato laboral y que afecta a esta repartición pública.

Al cierre de esta nota, demás, se denunciaba la instalación de una chapa eléctrica en el departamento de comunicaciones de la Intendencia, lo que se debería a los últimos enfrentamientos y discusiones que se han producido en el lugar.

También te puede interesar…

Graves denuncias contra la Intendencia: Maltrato laboral, videos sexuales y discriminación de género

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here