La Nunciatura Apostólica en Chile comunicó esta mañana que el papa Francisco aceptó la renuncia presentada por el cardenal Ricardo Ezzati y ha nombrado como administrador apostólico sede vacante de la arquidiócesis de Santiago de Chile, al obispo Celestino Aós Braco.

Según la información, Aós es capuchino de nacionalidad española, psicólogo y con vasta experiencia en justicia eclesiástica, hasta ahora obispo de Copiapó, servicio que deja para asumir su responsabilidad en la arquidiócesis capitalina.

La decisión del Vaticano se da en medio de la investigación del fiscal regional de O’Higgins, Emiliano Arias, contra Ezzati por presunto encubrimiento de abuso sexuales de menores de edad de parte de miembros de la Iglesia.

Cabe recordar que ayer la Octava Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, decidió rechazar la petición de sobreseimiento definitivo realizada por la defensa del cardenal y exarzobispo de Santiago Ricardo Ezzati.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here