A través de “Conciertos online”, la agrupación de músicos trae arte y cultura por cuatro minutos, dos veces al mes.

La situación actual ha significado un duro golpe para la Orquesta Sinfónica de Antofagasta, la falta de contacto directo entre sus integrantes impide que puedan trabajar de forma fluida. Aún así, no han bajado los brazos y han logrado reinventarse para continuar sus actividades, aunque sea solo por unos minutos.

Ensayos desde la casa

Regionalista.cl se comunicó con Ximena García Banda, violinista y concertino de la orquesta, quien comentó que «en este momento los ensayos en conjunto obviamente están interrumpidos, pero continuamos trabajando desde nuestras casas (…) era necesaria nuestra presencia, aunque fuese virtual».

«Concierto entre hogares»

Así es como han bautizado a este nuevo sistema de conciertos, que duran cuatro minutos y que de manera online se transmiten dos veces al mes.

Hablamos con Christian Baeza, director de la orquesta desde el 2005, quién explicó que para este año tenían proyectada una temporada con el doble de conciertos, «pero se vino todo abajo y tuvimos que reestructurarnos».

«Desde junio, cada músico graba su partitura desde su hogar y posteriormente se hace un trabajo de edición, con lo que se monta un programa de cuatro temas que sale cada 15 días a través de la plataforma ‘Cultura Antofagasta’ del Teatro Municipal, y sus redes sociales», indicó.

Otras actividades

Por su parte, Ximena García resaltó otras actividades paralelas a estos conciertos, refiriéndose a las cápsulas «Mejor viraliza la música», presentaciones de corta duración en las que distintos músicos demuestran su aporte individual a través de redes sociales, con la intención de contribuir al arte regional.

La importancia de las actividades culturales

Para García, «la cultura aporta y cumple un rol importantísimo, como generar conocimiento y entregar entretenimiento tanto educativo como creativo, contribuye y enriquece la vida cotidiana de las personas».

«Sin duda que el mantener estas actividades al servicio de la comunidad ha permitido un acercamiento que tal vez en otras circunstancias no se obtendrían», precisó.

Al respecto, Baeza complementó que “hay que entender que nosotros aportamos un valor emocional y espiritual, en ese sentido no hemos querido dejar de lado a nuestra comunidad, que nos ha apoyado a través de redes sociales».

«Por eso que tratamos de aportar nuestro grano de arena con nuestra música, para sobrellevar la carga emocional que tiene la gente y nosotros mismos en este tiempo de encierro», agregó.

Respecto al futuro de la orquesta, tanto García como Baeza están de acuerdo en que «es incierto, pero lograremos reinventarnos con distintas actividades».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here