Una nueva condena por homicidio sumó la Corte Suprema contra el ex militar Miguel Krassnoff y otros dos ex agentes de la policía secreta de la dictadura cívico militar de Augusto Pinochet (1973-1990).

De esta manera, el criminal acumula más de 80 sentencias y cerca de 900 años de cárcel por crímenes de lesa humanidad cometidos durante las décadas de los 70’s y 80’s en nuestro país.

La Segunda Sala del máximo tribunal del país dictó una pena de 10 años y un día de presidio mayor en su grado máximo contra Krassnoff, Fernando Lauriani Maturana y Luisa Durandin Villaseca, como autores de homicidio calificado perpetrado en 1975 contra el profesor y militante del MIR, Guillermo Herrera Manríquez, entonces de 28 años.

Según la investigación, Herrera fue detenido en la comuna de Estación Central, para luego ser conducido al centro de torturas y detención clandestina conocido como Villa Grimaldi, ubicado en la zona oriente de Santiago, donde sufrió tormentos infringidos por Krassnoff Martchenko y otros ex agentes.

Este fallo confirma lo resuelto en diciembre de 2019 por la Corte de Apelaciones de Santiago, desestimando los recursos interpuestos por la defensa de los militares en retiro.

Como oficial de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA), el aparato represivo clandestino de los primeros años de la dictadura, Krassnoff estuvo a cargo de una brutal persecución y represión hacia opositores.

Por estas causa fue acusado y condenado en numerosos casos de violaciones de Derechos Humanos durante dicho periodo, específicamente de secuestro, tortura y desaparición de personas, ocurridos principalmente entre 1974 y 1976. Krassnoff es uno de los ex militares con más condenas en Chile.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here