Imagen de referencia.

La Coordinadora de Profesionales de la Salud de Calama emitió un comunicado afirmando que la estrategia seguida por el gobierno central para controlar la pandemia, a través del Ministerio de Salud, «ha fracasado y es necesario reorientarla».

En la declaración expresaron su preocupación por el aumento de los casos de Coronavirus en Calama y María Elena, lo que ha derivado en la ocupación del 100% de las camas críticas en el Hospital Carlos Cisternas.

Entre otras medidas, desde la Coordinadora solicitaron poner en funcionamiento de manera urgente «la máquina de PCR disponible en el Hospital de Calama, incorporar la máquina de PRC del Hospital del Cobre, y considerar la adquisición de una segunda máquina para responder a la demanda que está superando la capacidad actual».

A continuación el comunicado completo:

Calama, 31 de mayo de 2020

DECLARACIÓN PÚBLICA

“No es el momento para deprimirse, es el momento para actuar”
E. Engel

La semana recién pasada hemos vivido un aumento significativo en el número de casos de COVID-19, tanto a nivel nacional como en la Región de Antofagasta. También hemos visto la ocupación del 100% de las camas críticas en el Hospital Carlos Cisternas de Calama.

Hoy, 31 de mayo, el total de casos confirmados en Chile alcanzó los 99.688 y los casos nuevos confirmados fueron 4.830. La Región de Antofagasta alcanzó un total de 2.510 casos confirmados (2,52% del total país), y presentó 81 casos nuevos (1,7% del total nacional). Calama presentó 30 casos nuevos confirmados, alcanzando un total de 467 casos confirmados (18,6% del total regional), en tanto María Elena alcanzó un total de 157 casos confirmados (6,3% del total regional). Lo que significa que el Hospital de Calama debe atender los casos graves derivados del 25% del total de casos de la región.

Por otro lado, durante el fin de semana la Autoridad Sanitaria de la Provincia El Loa puso en cuarentena un grupo aproximado de 40 trabajadores de una empresa contratista. Esto fue necesario luego de que dicha empresa presentara un caso positivo en un Test rápido, otros dos trabajadores sintomáticos sospechosos, y un tercero con PCR positivo en su comuna de residencia.

La situación actual de avance de la pandemia y la saturación del sistema de salud muestra que la estrategia seguida por el gobierno central, a través del Ministerio de Salud, ha fracasado, y es necesario reorientarla. Ha contribuido a este fracaso el centralismo y autoritarismo con el cual se ha manejado la pandemia hasta ahora, dejando a las regiones a merced de los errores, falta de coordinación de los niveles centrales, y retraso en la utilización de los Fondos Regionales aprobados por el Consejo Regional.

Para contener la pandemia del COVID-19 se necesita con urgencia cortar la propagación del virus. Para lograr esto es necesario lo siguiente:

1.- Articular adecuadamente la Red de Atención de Salud Pública y Privada, para así poder implementar las siguientes medidas:

a) Testeo masivo y sistemático para aislar a  los contagiados y realizar vigilancia y seguimiento de los contactos.

b) Aislamiento y cuarentena de ciudades o regiones.

c) Lavado frecuente de manos, uso de mascarilla y distanciamiento físico entre las personas.

Para aumentar el testeo se necesita diversificar los métodos de confirmación diagnostica, incluyendo otras técnicas como, por ejemplo, el GeneXpert y los test rápidos de IgM e IgG, redefiniendo los grupos poblacionales a los cuales realizar tamizaje y diagnóstico. En esta perspectiva es urgente poner en funcionamiento la máquina de PCR disponible en el Hospital de Calama, incorporar la máquina de PRC del Hospital del Cobre, y considerar la adquisición de una segunda máquina para responder a la demanda que está superando la capacidad actual, pero de un modelo y especificaciones técnicas idénticas con la del Centro Oncológico del Norte. Es urgente iniciar la realización de test PCR en el Hospital Carlos Cisternas a la brevedad, con equipamiento y procedimientos validados, para acortar los tiempos de espera, ya que la demora en la entrega de los resultados se ha convertido en un factor que facilita la propagación del virus y la saturación del sistema de salud.

Junto con lo anterior, es necesaria la adquisición de un stock de insumos suficientes -según la proyección actual del número de exámenes necesarios- y aumentar la dotación de personal para la recepción y procesamiento de muestras. Esto último es necesario, para mitigar y prevenir el agotamiento del personal de salud dedicado a estas funciones.

La participación de la Atención Primaria de Salud permite aumentar la cobertura poblacional en la toma de muestras, mejorar y aumentar la vigilancia y trazabilidad de los casos sospechosos y confirmados de COVID-19. En esto pueden contribuir también las redes de consultas médicas y odontológicas privadas, las cuales cuentan con personal que puede ser capacitado en tiempos breves y aportar en estas tareas.

2.- Para facilitar y poner en marcha las proposiciones anteriores es necesario que el Referente Técnico Epidemiológico sea el verdadero conductor de la nueva estrategia a desarrollar frente a la pandemia, y tener control sobre las siguientes estructuras:

a) Hospitales y Clínicas: Hospital Carlos Cisternas, Hospital del Cobre, Clínica El Loa, Mutuales (Mutual de Seguridad, IST, ACHS, otras)

b) Establecimientos de Atención Primaria

c) Departamentos de Medicina del Trabajo, Salud Ocupacional y Salud Laboral de las Mineras y Empresas Contratistas existentes en la Provincia del Loa

En relación con este último punto, exigimos a la Autoridad Sanitaria medidas más enérgicas de fiscalización y revisión de procedimientos en las empresas mineras mandantes y contratistas, sobre los protocolos de prevención y las medidas de manejo de los casos sospechosos y confirmados de COVID-19. Hasta ahora, el aporte de las mutuales para prevenir el contagio y para mejorar el manejo de los casos ha sido mínima, y no ha estado a la altura de la importancia que tiene la actividad productiva de la región para la economía nacional.

3.- Lo anterior no será suficiente si no se aplican las medidas de aislamiento y cuarentena para las ciudades de Calama y Maria Elena, y no se revierta la mantención de la cuarentena para Antofagasta y Mejillones. Porque la medida más eficaz para frenar la propagación del virus es el aislamiento y cuarentena de ciudades y regiones en forma oportuna, acompañado del testeo masivo y las medidas de lavado de manos, uso de mascarillas y distanciamiento físico entre las personas.

4.- Las medidas anunciadas por la SEREMI de Salud para Calama son tardías e insuficientes. Debieron haberse implementado mucho antes, y como parte de una cuarentena de la ciudad. Y son insuficientes, puesto que no ha incluido a María Elena, cuyos enfermos graves son atendidos en el Hospital Carlos Cisternas, principal establecimiento de la red de salud provincial. Pero también son insuficientes porque no aborda el problema desde una perspectiva de salud pública, con una rearticulación de la red de salud y sus distintos niveles de atención, así como tampoco la necesidad de mejorar y aumentar el testeo.

Como Coordinadora de Profesionales de la Salud estaremos dispuestos y disponibles para colaborar y contribuir en la implementación de soluciones que permitan contener y prevenir los contagios en nuestra comuna.

El cambio en la estrategia y la implementación de las medidas que proponemos, harán posible reducir el número de enfermos, la saturación de nuestro sistema de salud y la muerte de más compatriotas.

Coordinadora de Profesionales de la Salud de Calama

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here