Polémica se ha generado en la Universidad Católica del Norte (UCN) de Antofagasta, luego que el Consejo Académico de la Escuela de Periodismo comunicara la decisión de suspender las actividades académicas y administrativas relacionadas con convalidaciones, pre prácticas, trabajos de título, además de advertir con un posible desalojo de la toma que protagonizan estudiantes de esa carrera. Esta decisión ha sido interpretada como una manera de presionar a los alumnos para que depongan sus movilizaciones.

Las protestas surgieron tras el aplazamiento del Consejo Superior de la casa de estudios a la aprobación del protocolo ante casos de acoso y abuso, compromiso asumido tras las movilizaciones feministas del 2018.

Actualmente Psicología también se encuentra movilizada y la decisión del Consejo Superior de la Escuela de Periodismo surge tras una reunión de negociación de garantías estudiantiles con las voceras del Centro de Estudiantes y la Asamblea de Mujeres de Periodismo (AMEP).

«Íbamos a negociar las garantías estudiantiles que tienen que ver con no recriminaciones contra estudiantes que han estado movilizadas durante esta semana. Esto no fue así, nos dijeron básicamente que nos iban a quitar todo, luego de esto el director de la carrera nos golpea la mesa diciendo que esto no es una negociación, si no que es un comunicado y se levantan todos y se van», explicó una de las voceras de AMEP, Renata Urbina.

Asimismo, desde AMEP explicaron que «nosotras no vamos a permitir ningún tipo de violencia institucional como fue lo que ocurrió hoy (1 de abril). Nos sentimos bastante violentadas por todos los docentes de la Escuela de Periodismo y esperamos que se pronuncien desde rectoría para saber cuál va a ser la situación de nosotras».

Por su parte, en un comunicado de los académicos(as) de la Escuela de Periodismo se advirtió que la medida de suspensión de las actividades académicas y administrativas se mantendrá «mientras continúe bloqueado el acceso a las oficinas de los y las académicos(as) y personal de apoyo de la unidad», señalando que no aceptan «medidas de presión».

Por el momento las paralizaciones en la Escuela de Periodismo y Psicología siguen vigentes, hasta que se resuelva el tema del protocolo de acoso y abuso, una de las principales demandas de las históricas movilizaciones feministas de 2018.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here