Un albergue para Antofagasta durante el invierno y una hospedería en Calama que funcionará durante los 365 días del año para la atención de las personas en situación de calle, son parte de los nuevos dispositivos impulsados por la Seremi de Desarrollo Social para este año.

De acuerdo a las cifras del Registro Social de Hogares con anexo calle, a lo menos 665 personas viven en esta condición en la región, aunque esta cifra podría tener un incremento debido a que algunos usuarios desisten de inscribirse en los municipios y permanecen fuera del sistema, sin recibir ningún tipo de beneficio.

Las principales intervenciones estarán focalizadas en Antofagasta, Calama y Tocopilla, contemplando una serie de programas y dispositivos. En el caso de la capital regional, para este año está el Centro Día que es operado por Tabor y cuya cobertura llega a las 25 personas diarias, con un monto de 36 millones de pesos para su implementación por un año.

Invierno

A ello se suma el mencionado nuevo albergue de invierno para 30 personas durante 60 días, con una asignación de recursos de 15 millones y que será licitado en las próximas semanas. Este centro está inserto en el Plan Invierno y marca un antes y después en este tema, ya que hace cinco años que la ciudad no cuenta con este tipo de recinto.

Mientras en Tocopilla ya comenzó el Programa Calle que atiende a un promedio de 40 personas, dando un paso clave en materia de asistencialidad a este grupo vulnerable, que considera apoyo sicosocial por dos años. El monto destinado es de 49 millones de pesos.

Y en el caso de Calama se decidió implementar la hospedería durante los 365 días del año, con el objetivo de ofrecer una alternativa de alojamiento y orientación para acceder a protección social, tanto de hombres como de mujeres.

Compromiso

La seremi de Desarrollo Social, María Fernanda Alcayaga, destacó este esfuerzo para ir en ayuda de las personas más vulnerables de la región que pernoctan en lugares públicos y privados, y que este año estarán mejor resguardadas por esta red de apoyo social.

“Tenemos muy buenas noticias. El albergue en Antofagasta, la hospedería en Calama y el inicio del Programa Calle en Tocopilla son clave en nuestra política social y responde a proteger a los más vulnerables de la región. Estamos dando dignidad a estas personas, que por diferentes razones hicieron de la calle su hogar”, manifestó.

La autoridad también invitó a las empresas e instituciones para formar nuevas alianzas y ser parte de esta iniciativa, acción que el año pasado contó con la colaboración de importantes actores locales y que está en sintonía con los esfuerzos del Compromiso País.

Un dato para considerar es que el Programa Calle, Seguridades y Oportunidades, en los últimos dos años ha contado con montos asignados que corresponden a 508 millones de pesos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here