Antofagasta Minerals, perteneciente al grupo Luksic, anunció mediante un comunicado que durante el segundo trimestre de este año logró una producción de 163.200 toneladas de cobre fino, lo que representa un incremento de 6,1% comparado con el periodo de enero marzo del 2018.

Este aumento se explica -según el comunicado- por mejores leyes en las líneas de sulfuros y por un aumento en el mineral procesado en todas sus operaciones, a pesar de los efectos del bloqueo que experimentó el concentraducto de Minera Los Pelambres algunos días de abril y mayo.

Al respecto, el Presidente Ejecutivo de Antofagasta plc, Iván Arriagada, comentó que “nuestro desempeño en cuanto a la producción de cobre y al control de los costos durante el trimestre fue satisfactorio. Tal como habíamos adelantado a inicios de año, la producción de cobre durante el segundo trimestre aumentó en relación al primer trimestre, mientras que el costo neto de caja fue menor”.

En este sentido, informó que esperan “que la producción continúe aumentando en los trimestres restantes del año y en 2019, a medida que mejoran las leyes de los minerales y que podamos completar el filtrado y embarque de unas 9.200 toneladas de concentrado, las que hoy están inventariadas en Minera Los Pelambres tras la detención que sufrió la operación del concentraducto por reparación”.

Debido a esta situación, que ya fue superada, la producción de Los Pelambres bajó 3,8% en el segundo trimestre. Esto se explica porque, aunque las operaciones mineras siguieron funcionando con normalidad, la producción sólo se contabiliza cuando llega al puerto de embarque y es filtrada.

Cabe recordar que en esta última faena, ubicada en la región de Coquimbo, ha estado en medio de la polémica, debido a las movilizaciones de los vecinos de la zona que denuncian problemas de contaminación. Tras las protestas se produjo una fuerte represión de las Fuerzas Especiales.

El grupo informó también que la producción de concentrados de Minera Centinela aumentó 35,6% durante el segundo trimestre gracias a mejores leyes en el mineral, mientras que su producción de cátodos se mantuvo estable. Minera Antucoya, por su parte, también incrementó su producción en 25,3% gracias a un mayor procesamiento de minerales comparado con el trimestre anterior. Asimismo, Minera Zaldívar disminuyó
su producción leventemente (2,8%) en este período.

En cuanto a los sub-productos que el Grupo Minero comercializa, la producción de molibdeno en abril junio de 2018 fue de 2.800 toneladas, lo que implicó una disminución de 9,7% con relación al trimestre anterior. En tanto, la producción de oro llegó a las 39.700 onzas en el período, lo que significó un alza del 22,9% con respecto a enero marzo de este año.

Antofagasta Minerals, además de aumentar su producción durante el año, informó que mantiene sus esfuerzos para reducir costos. El costo neto de caja para abril-junio de este año fue de US$1,50 la libra, un 2,6% menor que el logrado en enero-marzo.

Los buenos resultados de las empresas mineras no se condicen con las altas cifras de desempleo que registra nuestra región, siendo la zona con mayor cesantía en todo el país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here