Basura acumulada en las calles y la posibilidad cierta de que más de 20 mil niños y niñas de la ciudad se queden sin juguetes de navidad, son solo algunas de las repercusiones que sufre la comuna de Antofagasta, tras una serie de fallidas licitaciones que develan la grave crisis que vive la gestión del alcalde Jonathan Velásquez.

Lejos de asumir su responsabilidad tras una serie de errores y retrasos en los llamados públicos para adquirir los obsequios navideños, el jefe comunal intentó culpar a los concejales que por amplia mayoría rechazaron el trato directo para realizar esta compra, tras constatarse por parte de la Dirección de Control Municipal que no se cumplían los requisitos para proceder con este mecanismo.

Basura

Otro foco de conflicto -y de posibles infecciones e insalubridad- es la acumulación de basura en las calles de Antofagasta, debido al fin del contrato de barrido, tras demoras y problemas en la licitación pública. A esto se suma un paro de los recolectores de basura que duró al menos 24 horas, producto de una serie de errores en la formalización de sus contratos.

Lo anterior motivó la advertencia al municipio local por parte de la Seremi de Salud, Jéssica Bravo, quien dio un plazo de 24 horas para presentar y poner en funcionamiento un plan de contingencia que evite la acumulación de basuras y desperdicios y con ello la eventual aparición de vectores y posibles patologías gastrointestinales.

Crisis

Lo cierto es que esta crisis está lejos de quedar atrás, debido a la evidente improvisación del alcalde de Antofagasta, Jonathan Velásquez, quien hasta la fecha no ha presentado un programa o plan de trabajo con prioridades para la ciudad.

A esto se suma su “estilo” conflictivo y personalista, en donde el objetivo central parece ser generar polémica para aparecer en los medios y en redes sociales, con el objetivo de obtener likes e interacciones. Sin embargo, la gestión administrativa y la capacidad de liderazgo del edil quedan en entredicho, a juzgar por los hechos que han marcado su gestión en el último tiempo.

Lo anterior también quedó en evidencia tras la nueva quema de basura en los alrededores del ex vertedero La Chimba, ocasión en que una vez más se advirtió acerca de la falta de presentación de proyectos por parte del alcalde Jonathan Velásquez, a pesar de la aprobación de millonarios recursos para enfrentar la problemática hace casi 5 meses.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here