TRAS INTENSOS DÍAS DE RIÑAS, LA COMUNIDAD GITANA FUE NOTIFICADA PARA EL DESALOJO TOTAL DEL LUGAR.

Las intensas discusiones y enfrentamientos en el campamento gitano ubicado en el norte de Antofagasta, provocaron preocupación y malestar en los vecinos del sector, quienes viralizaron en redes sociales fotografías y videos de los sucesos, lo cual motivó un despliegue policial en el lugar.

La continuidad de las disputas y la presión social de los habitantes logró que durante la tarde del pasado martes llegaran al sitio personal de Fuerzas Especiales de Carabineros, la Gobernación Provincial y la Seremi de Bienes Nacionales a notificar que la comunidad gitana debía abandonar el lugar voluntariamente. De lo contrario, las pertenencias serían trasladadas hasta el vertedero municipal.

Desalojo del lugar

Al respecto, la seremi de Bienes Nacionales de Antofagasta, Tamara Aguilera, afirmó que fue un proceso pacífico: «A través del diálogo pudimos llegar a un entendimiento con la comunidad gitana. Hoy ya podemos comentarle a toda la gente que ellos se retiraron pacíficamente y están las últimas carpas, pero ya están con un vehículo para poder movilizarse», señaló.

Asimismo, indicó que se siguieron todos los protocolos y lo que la ley establece. Por lo tanto, la intervención de Carabineros no fue necesaria al momento del abandono del lugar, ya que no hubo ningún hecho violento.

Además, la gobernadora de la provincia Antofagasta, Katherine López, afirmó que tomaron en consideración la información recabada con la seremi de Bienes Nacionales para poder emitir la resolución exenta que les permitió realizar el desalojo, acompañados por la fuerza pública.

¿Dónde habitará la comunidad gitana?

La comunidad gitana es conocida por ser «nómade», ya que viven en carpas y se desenvuelven dentro del mismo perímetro. Sin embargo, llevan más de 20 años asentados en La Chimba y manifiestan que no tienen dónde ir.

En relación a esto, trascendió que los miembros de la comunidad de gitanos buscan moverse a una zona aledaña, asegurando que la disputa fue entre particulares que llevan menos tiempo viviendo allí, y que debido a eso se ve afectado el asentamiento de quienes ya llevan años en aquel sector, donde viven niñas y niños.

Desde la Seremi de Bienes Nacionales aseguraron que «siempre ha sido una ocupación ilegítima», y que las solicitudes de desalojos que se hacen a la Gobernación Provincial son por el terreno en específico, de modo que se debe esperar a que exista una ocupación en otro sector para pedir, en ese caso también, el desalojo del lugar, siempre y cuando sea un terreno fiscal.

Despliegue policial

En consecuencia, el prefecto coronel Leopoldo Cornejo Valenzuela, declaró que durante un operativo en el campamento hubo cuatro detenidos y se efectuaron controles de identidad con acompañamiento del personal de OS7 de la prefectura.

Además, aseguró que se verificó cuáles fueron las situaciones que generaron el conflicto, las que fueron de carácter familiar y que derivaron en riñas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here