Nueva «Olla común» se constituye en población Playa Blanca de Antofagasta

Por Jorge Ochoa Bugueño Jul 10, 2020

Una iniciativa surgida del Club Social Playa Blanca logró esta semana levantar un nuevo cordón sanitario, que permitirá atender las necesidades de alimentación de esta reconocida población del sector sur de Antofagasta, donde la mayoría de los vecinos son personas de la tercera edad que están pasando un momento complejo en medio de la pandemia.

Tal y como ha sido la tónica a lo largo del país, desde que comenzó la emergencia por el coronavirus, nuevamente fueron los pobladores de un sector quienes se organizaron, reunieron alimentos y entregaron colaciones a los vecinos y vecinas más necesitados de los alrededores, constituyendo una nueva ‘olla común’ contra el hambre que sufren muchas personas, al no poder trabajar de manera regular ni haber recibido ayuda de ningún tipo hasta ahora, sin mencionar las paupérrimas pensiones de vejez que tienen los vecinos de la tercera edad en el sistema de AFP.

Gracias a la colaboración desinteresada de vecinos y amigos, los miembros del Club Social Playa Blanca, en su mayoría jóvenes del barrio amantes del deporte, viendo la necesidad de la gente de su población, se organizaron para llevar a cabo día por medio esta repartición de almuerzos, alcanzando cerca de sesenta colaciones por jornada, empezando el martes con lentejas con chorizo y ensalada a la chilena, y continuando ayer jueves con un plato de fideos con salsa, resguardando en cada caso las medidas de higiene y seguridad recomendadas.

Las personas que deseen colaborar con la ‘olla común’ del Club Social Playa Blanca, pueden realizar sus aportes a la cuenta del dirigente Goch Jiménez, cta. rut N° 16.549.552-7, del Banco Estado, correo: p.chacon1811@gmail.com, lo que permitirá que los miembros puedan continuar realizando esta noble labor de manera frecuente en el sector sur de la ciudad, yendo en ayuda de los más necesitados de la población y los alrededores, en tiempos complicados por la emergencia sanitaria causada por la pandemia del coronavirus.

Cabe recordar que, ante la incapacidad de satisfacer las necesidades básicas de alimentación de toda la población, la autoridad debió implementar un protocolo especial para permitir la realización de estas ‘ollas comunes’, demostrando una vez más que los vecinos y vecinas organizados pueden suplir las falencias del sistema sanitario y de desarrollo social.

Related Post