Declaran culpable a sujeto por femicidio frustrado en Antofagasta

Concluido el juicio de dos días, el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Antofagasta procedió a declarar culpable por el delito de femicidio frustrado a José Mogollón Mutis, de 53 años, quien propinó heridas cortantes de extrema gravedad a su ex conviviente de 22 años, el pasado 1 de enero en Antofagasta.

La parte querellante integrada por el fiscal Cristian Aguilar Aranela y el abogado de violencia extrema del Servicio Nacional de la Mujer y la Equidad de Género (SernamEG), Eduardo Reyes Díaz, logró acreditar mediante las pruebas establecidas “más allá de toda duda razonable”, como señaló el tribunal, que hubo dolo en el intento de asesinato y que además el sujeto “abusó de su fuerza para intentar negar la vida de otra persona”.

El hecho ocurrió en un inmueble de la calle Nicolás González el día 1 de enero del presente año, en horas de la madrugada, cuando la joven regresaba junto a su familia de una fiesta de año nuevo.

La pareja, que había llegado a Chile hace un mes y medio, atravesaba problemas por los celos del hombre, quien además no había podido encontrar trabajo, mientras ella sí había encontrado un puesto laboral en un restaurant del centro, lo que le permitía atender las necesidades de una hija de tres años.

El hombre esperó que su pareja se durmiera para acuchillarla por la espalda. Con los golpes la joven despertó y encontró a su conviviente posicionado sobre ella, acuchillándola sobre el tórax.

Ella trató de defenderse, logrando incorporarse en la cama, con el cuchillo aún clavado en su pecho. Llegó hasta la ventana y con sus propias manos se sacó el cuchillo y lo arrojó por la ventana.

Como pudo logró escapar de la casa, siendo seguida por el agresor, quién la golpeó en la cabeza con un vaso. La mujer, que acostumbraba en el verano a dormir desnuda, al salir huyendo de la vivienda lo hizo sin ropa.

El agresor tomó a la mujer por el pelo y la arrastró por el suelo. Un joven que participaba en una fiesta en el barrio salió en ayuda de la mujer, quien se encontraba ensangrentada. Ingresó a la casa y sacó una frazada para que ella se cubriera.

Otro vecino puso su camioneta y trasladaron a la mujer herida al Centro Asistencial Norte de la capital regional. El testigo dice que luego llegaron los Carabineros y ellos prestaron declaraciones de lo ocurrido.

Durante el juicio ni el acusado ni la defensa cuestionaron los hechos contenidos en la acusación.

“Quisiera destacar el desempeño de los abogados, porque dejaron en claro que no hay motivo alguno que justifique la agresión a una mujer y agradecer también a los jóvenes que la socorrieron a tiempo, porque la sociedad tiene un rol preponderante para detener este tipo de actos que dañan la sana convivencia que merecemos como país”, afirmó el director regional (s) del SernamEG, Carlos Riveros Mena.

La defensa en tanto solicitó considerar la irreprochable conducta anterior y la colaboración sustancial con la investigación del condenado. La lectura del fallo se realizará el próximo 25 de septiembre en horas de la tarde, ocasión en que se conocerán los años en que el ciudadano colombiano deberá estar privado de libertad.

Mientras los querellantes solicitaron una pena de entre 12 y 15 años de cárcel, la defensora solicitó aplicar una reclusión de 5 años.

Related Post